¿Cómo aprender a escuchar nuestra alma? El consejo de Osho

¿Cómo aprender a escuchar nuestra alma? El consejo de Osho

Muchos maestros espirituales dicen que es necesario seguir los deseos y objetivos de tu corazón, de tu alma, y entonces la vida será armoniosa y feliz. Y tienen toda la razón, pero hay una dificultad: ¿cómo entender que es la llamada de tu alma y no otra cosa?

Al fin y al cabo, hay veces en las que, digamos, deseas algo con fuerza y determinación, sientes que lo necesitas de inmediato, y cuando por fin lo consigues, hay decepción y vacío. Te has engañado a ti mismo y has caído bajo la influencia de la opinión de otra persona, y ese deseo no pertenece realmente a tu alma.

Y algo similar puede ocurrir con cualquier cosa: la comunicación y el conocimiento de una persona, un viaje a algún lugar, una comida, la compra de un producto, la elección de una profesión, etc.

Personalmente, siempre trato de prestar atención a este matiz: ¿tengo que convencerme al menos un poco cuando quiero algo? Porque si te pruebas a ti mismo que lo necesitas, entonces probablemente no lo necesites realmente. Sí, puede ser bueno y correcto, pero no es tuyo, porque el alma no necesita argumentos, lo sabe todo de inmediato.

Encontré otros dos criterios importantes en las charlas de Osho.

¿Cómo aprender a escuchar nuestra alma? El consejo de Osho

¿Cómo entender lo que dice el alma y no el ego?

Cuando sigues la voz del ego, tarde o temprano surgen problemas. Te quedas atrapado en la miseria. Tienes que observar esto: el ego siempre conduce a la miseria, absolutamente siempre, siempre sin excepción.

Así que nosotros mismos creamos el 90% de los problemas de nuestra vida, y si trasladamos la responsabilidad a los demás, será difícil aprender a escucharnos a nosotros mismos. Sí, nos confunden la publicidad, las bonitas críticas y las opiniones impuestas sobre lo que se considera «correcto» y «bueno», pero seguimos siendo responsables de nuestras propias elecciones.

También hay que tener en cuenta que Osho hizo especial hincapié en el hecho de que las elecciones del ego siempre, sin excepción, conducen al sufrimiento, pero esta verdad es difícil de aceptar cuando se trata, por ejemplo, de las relaciones.

Muchas relaciones comienzan como se dice para bien, y terminan no tan bien. Por eso, conviene tener en cuenta que tal vez el deseo de estar con esa persona no provenía del alma, sino de otros motivos y razones. Para entender esto, primero debes ser honesto contigo mismo y mirar dentro de ti, en lugar de culpar a tu pareja por todo.

¿Cómo entender que es mi alma la que escucha?

Hay una forma sencilla de escuchar tu alma: cambiar tu entorno habitual. Cuando escuchas a la naturaleza, te lleva al bienestar, a la satisfacción, al silencio, a la felicidad. Ese debería ser el criterio. Inevitablemente, cometerás muchos errores; pero no hay otro camino. Tienes que observar tus elecciones, de dónde viene la voz, y luego tienes que ver a dónde te llevan tus elecciones, porque a un árbol se le conoce por su fruto…

Cuando aún no sabía que mi elección iba a dar buenos resultados, después noté una sensación de ligereza y vuelo en el pecho y oleadas de energía que recorrían mi cuerpo. Aunque durante la propia elección había temores y dudas.

Así que debemos vigilarnos y tener siempre cuidado con lo que hacemos y con las consecuencias. A través de la prueba y el error, aprenderemos a comprender y a darnos cuenta de qué deseos son reales y cuáles son sólo una ilusión y un engaño.

Os deseo que dominéis este arte por todos los medios, porque de él depende la sensación de felicidad y la utilidad de nuestras vidas.


No more posts
No more posts